Compartir Internet de la PC al Xbox 360

nvestigando un poco por la web encontré la relativamente sencilla forma de compartir la conexión a Internet de mi notebook al Xbox 360, usando solo un cable Ethernet y modificando unas mínimas configuraciones de la conexión inalámbrica.

 

image

Los pasos para pasar Internet de la PC al Xbox 360 son los siguientes (ojo, probado en Windows XP):

  1. Ir al menú Inicio -> Panel de Control. Una vez dentro seleccionamos “Conexiones de Red“.
  2. Buscamos la conexión de red inalámbrica a la que estamos conectados, generalmente llamada “Conexiones de Red Inalámbricas“, hacemos click derecho sobre su ícono y seleccionamos la opción “Propiedades“.
  3. En la ventana que aparece nos vamos a la pestaña “Opciones Avanzadas“, una vez ahí marcamos la casilla que dice “Permitir a usuarios de otras redes conectarse a través de la conexión a Internet de este equipo“. Clickeamos en “Aceptar” para que se aplique la nueva configuración (se desconectará el WiFi y en uno segundos se conectará de nuevo automáticamente).
  4. Ahora solo falta conectar la consola Xbox 360 con la PC o notebook que ya configuramos, para ello hacemos uso de un cable de red (sugiero utilizar el mismo que incluye la consola), a como se muestra en la imagen que acompaña este post.
  5. Si todo sale bien, nuestro Xbox 360 contará ya con conexión a Internet pudiendo conectarse a Xbox Live y descargar contenido. En caso contrario, nos vamos de nuevo a “Conexiones de Red“, hacemos click derecho sobre la conexión de Red alámbrica (normalmente nombrada “Conexión de área local”) y seleccionamos la opción “Reparar“.

Con estos sencillos pasos es como se puede usar una laptop como adaptador WiFi para el Xbox 360, de esta manera podrás conectarte a Xbox Live y disfrutar de los beneficios. Por cierto, si hay algún problema con la conexión entre la consola y la PC, podemos apoyarnos usando un switch (hub de puertos ethernet) o bien, colocando una IP manual a la conexión de red cableada.

Por cierto, esto también se puede lograr con otros sistemas operativos como Mac OS X y Windows Vista, así como con cualquier distribución de GNU/Linux, básicamente se trata de compartir el acceso a Internet vía WiFi con el resto de las conexiones de red activas en la PC. Nada del otro mundo.